Cirugía Plástica
Reconstructiva

Defectos congénitos, lesiones traumáticas, o desfiguración por una enfermedad o su tratamiento, son problemas que ameritan resolución mediante cirugía reconstructiva. La cirugía reconstructiva requiere una planificación compleja y los paciente tienen que someterse a una serie de procedimientos que se realizan generalmente por etapas.

El tamaño, la naturaleza y alcance de la lesión determinarán el tipo de procedimiento más indicado para cada caso en particular, así como también determinarán el tiempo de recuperación.

Algunos de los muchos procedimientos reconstructivos que llevamos a cabo se describen a continuación.

PROCEDIMIENTO

Reconstrucción Mamaria

Si usted es una de los miles de mujeres que enfrentan el cáncer de mama cada año, y como muchas, está considerando la cirugía de reconstrucción del seno después de la mastectomía (extirpación de la mama), como parte de su tratamiento, debe saber que Hoy en día existen técnicas avanzadas y dispositivos médicos que pueden ayudar a las mujeres a reemplazar lo perdido, no sólo físicamente sino también mentalmente. Este tipo de reconstrucción puede ser una buena opción para usted si tiene metas realistas para la restauración de su(s) seno (s) y de su imagen corporal.

No es tarea fácil plantearse grandes decisiones quirúrgicas en cara al cáncer de mama, especialmente cuando hay una abrumadora cantidad de información presentada a usted por los médicos, familiares y amigos.

Si bien es normal que se sienta un sentido de urgencia a querer extirpar el cáncer de inmediato, es importante tomar decisiones informadas antes de iniciar el proceso de tratamiento y reconstrucción.

Los Implantes mamarios ahora se ven y se sienten más naturales que nunca por lo que Usted podrá disfrutar de una mayor confianza en sí misma y mayor vitalidad con su nueva figura.

Descripción del Procedimiento

El objetivo de la reconstrucción mamaria es restaurar la apariencia, simetría y tamaño de la(s) mama (s) de la manera más parecida posible a su realidad previa, después de la mastectomía, lumpectomía, u otro trauma.

La Reconstrucción mamaria por lo general implica varios procedimientos realizados en etapas, los cuales pueden comenzar en el momento de la mastectomía o se retrasarán hasta una fecha posterior.

Esta decisión debe ser tomada con su cirujano plástico antes de la mastectomía, y generalmente se basa en los factores de riesgo y la información de la biopsia.

Reconstrucción inmediata: Este tipo de reconstrucción comienza en el momento de la mastectomía y se ha convertido en el estándar de cuidado para la mayoría de las pacientes.

Ventajas: Ofrece la ventaja psicológica y estética de presentar menor deformidad al despertarse de su primera cirugía, además de que la reconstrucción ya estará en marcha desde su cirugía de mastectomía.
Desventajas: Muchas mujeres encuentran que el principal inconveniente de la reconstrucción inmediata es el de ser una cirugía y tiempo de recuperación más largos. Además, el tratamiento de radiación posterior puede comprometer el tejido reconstruido.

Reconstrucción retrasada: En algunos pacientes, puede haber signos de enfermedad avanzada, o la radiación puede ser necesaria como parte del plan de tratamiento antes de cualquier cirugía que se lleve a cabo. Si este es el caso, y el paciente lo desea, puede retrasarse la reconstrucción hasta después de que todos los tratamientos se hayan completado.

Ventajas: Muchas mujeres sienten que la demora en la reconstrucción les da tiempo para centrarse en el tratamiento e investigar el tipo de reconstrucción que mejor se adapte a sus necesidades.
Desventajas: algunos pacientes encuentran que el período de tiempo de espera puede ser difícil emocionalmente. Además, la radiación previa a un procedimiento de recontrucción, puede afectar la cicatrización,y aumentar el riesgo de contractura capsular cuando se utilizan implantes, por lo que se prefiere utilizar tejido autólogo en estas pacientes(colgajos), cuando su anatomía lo permite.

En cuanto a la Reconstrucción per se, ésta se puede llevar a cabo mediante la utilización de implantes mamarios, mediante la utilización de tejidos autólogos de la paciente (colgajos) o la combinación de ambas técnicas, según cada caso en particular.

La reconstrucción con implantes mamarios, puede realizarse en una etapa, generalmente en pacientes que son sometidas a resecciones parciales o Lumpectomías, o en dos etapas, en las pacientes que son sometidas a mastectomías. En estos casos, se inserta un implante expansor bajo el musculo y piel. Una vez que la piel se ha estirado lo suficiente, un segundo procedimiento es requerido para retirar el expansor e insertar un implante permanente.

El procedimiento de colgajo de tejido es una alternativa al uso de implantes mamarios. Esta técnica implica el uso de tejido de su abdomen, espalda, cadera o los glúteos para la reconstrucción. En líneas generales, usted es candidata a este tipo de procedimientos, si desea utilizar su propio tejido para la reconstrucción, no desea o no es candidata para la reconstrucción con implantes, siempre y cuando su anatomía lo permita.

Con cualquiera de estas técnicas, después de que la mama ha tenido tiempo de sanar, las pacientes pueden tener su pezón y su areola nuevamente, mediante técnicas realizadas ambulatoriamente, como el tatuaje y la reconstrucción del pezón.

Resultados

La reconstrucción mamaria es un procedimiento en etapas. Los pacientes casi siempre requieren más de una cirugía para obtener el resultado óptimo, incluso en aquellos casos en que la reconstrucción se realiza inmediatamente después de la mastectomía.  Espere a sentir molestias e hinchazón por unas semanas después de la reconstrucción. Estas molestias mejorarán con la medicación indicada.

Usted irá a casa con los drenajes quirúrgicos para ayudar a reducir el líquido residual y el sangrado que se puede acumular después de la cirugía.

PROCEDIMIENTO

Cánceres de Piel

El cáncer de piel es una de las formas más comunes de cáncer en el mundo. En Panamá, se encuentra dentro de los cuatro tipos de cáncer más frecuentes según estadísticas del Ministerio de salud.

A pesar de que los cánceres de piel se pueden encontrar en cualquier parte del cuerpo, alrededor del 80 por ciento afectan la cara, cabeza o cuello, donde pueden ser desfigurantes, así como peligrosos.

Hay tres tipos principales de cáncer de piel: carcinoma basocelular, carcinoma de células escamosas y el melanoma. Los tres tipos requieren intervención quirúrgica y vigilancia continua.

Los pacientes que adquieren desfiguraciones faciales como consecuencia del cáncer de piel son un desafío particular debido a la interrupción del delicado equilibrio de la armonía facial. Lo ideal con este tipo de cáncer es una detección temprana para optimizar los resultados y asi alcanzar la mejoría de la función y la apariencia de nuestros pacientes. Para algunas personas, la reconstrucción puede requerir más de un procedimiento para lograr los mejores resultados.

Ayudar a los pacientes a recuperar su autoestima a través de la restauraración de la armonía facial es un aspecto muy gratificante de nuestra práctica quirúrgica.

Descripción del Procedimiento

Si la lesión parece ser maligna, generalmente una biopsia se realiza en primer lugar. Con este procedimiento un pequeño trozo de la lesión  se envía para el examen microscópico, entonces el patólogo determinará si la lesión es maligna. Si es maligna, a continuación, una excisión completa se planeará. Dependiendo de la ubicación y el tamaño de la lesión, se llevaría a cabo ya sea en el consultorio o en un centro de cirugía ambulatoria. 

El curso del tratamiento depende de la localización, el tamaño y naturaleza de la neoplasia de piel.  Las lesiones pequeñas  a menudo se pueden extirpar de forma ambulatoria con una cicatriz mínima.  Dependiendo de la zona afectada, la etapa reconstructiva  de lesiones medianas o grandes,  puede requerir aplicación de autoinjertos de piel, rotación de colgajos de piel, u otras maniobras.

Las lesiones más grandes, que afectan el tejido subyacente, como los ganglios linfáticos pueden requerir una cirugía más invasiva.

Resultados

Todas las cirugías  producen  una cicatriz, pero algunas son muy difíciles de ver cuando la técnica quirúrgica usada es la correcta.  Su cirujano plástico, la Dra. Fanny Rodríguez, hará todo lo posible para tratar su cáncer de piel sin cambiar dramáticamente su apariencia.

Después de que su cáncer de piel se ha eliminado y cualquier reconstrucción primaria se ha completado, un apósito o vendaje se aplicará a las incisiones. La cicatrización continuará por varias semanas o meses, y  las líneas de incisión seguirán mejorando. Se puede tomar un año o más después de un procedimiento dado para que las líneas de incisión puedan  refinarse y desvanecerse en algún grado. En algunos casos, los procedimientos secundarios pueden ser necesarios para completar o perfeccionar su reconstrucción.

Debe aplicar protección solar todos los días  y dejar de fumar para asegurar una buena recuperación y  buena salud. La exposición al sol sobre la cicatrización puede resultar en la pigmentación irregular y cicatrices que pueden llegar a ser  elevadas, rojas u oscuras. La exposición al sol puede dar lugar a una recurrencia de su cáncer de piel, o el desarrollo de cáncer de piel en otra región de su cuerpo.

PROCEDIMIENTO

Manejo de Quemaduras

Las quemaduras constituyen una de las lesiones traumáticas más graves que puede sufrir una persona, debido a las lesiones en la piel quemada u otros tejidos más profundos, las alteraciones fisiopatológicas que ocurren en su organismo, el dolor, la complejidad del tratamiento, el tiempo tan prolongado de curación y las secuelas funcionales - estéticas que pueden suscitarse posteriormente.

Estos pacientes suponen un enorme reto para todo un equipo multidisciplinario, los cuales requieren de conocimientos muy específicos sobre cuidados del paciente y su familia.

El tipo de Tratamiento depende de la gravedad y el tamaño de la quemadura. Usted puede tratar quemaduras más leves en el hogar con medidas de primeros auxilios, como el enfriamiento de la piel y aplicar una crema anestésica o gel de aloe sobre la quemadura, mientras que las quemaduras profundas necesitan atención médica inmediata.

Al mejorar la apariencia estética de las quemaduras de una forma temprana podemos ayudar a la estima que el paciente tiene de sí y disminuimos las probabilidades de aparición de cicatrices deformantes permanentes. Los Tratamientos para quemaduras profundas, por lo general implican un injerto de piel y reconstrucción posterior de ser necesario. Estos tratamientos también se centran en la restauración de la función a la piel quemada para reducir el riesgo de complicaciones como la pérdida de la movilidad.